Huracanes

Los huracanes son sistemas tropicales con una circulación bien definida y vientos sostenidos máximos de 74 MPH o más. Cuando los huracanes entran en la tierra, producen un movimiento circular hacia dentro, generando tornados y produciendo lluvias torrenciales e inundaciones. Los huracanes se clasifican de acuerdo con categorías basadas en la velocidad del viento. Los vientos más Fuertes resultan en categorías más altas. Sin embargo, las inundaciones, no los vientos Fuertes causan el mayor daño.

La costa de Carolina del Norte es una de las áreas del país más vulnerable al azote directo de los huracanes, pero las ciudades y pueblos del interior del estado también pueden ser devastados por vientos fuertes, tornados, crecidas por tormenta, inundaciones y derrumbes causados por huracanes y tormentas tropicales.

La temporada de huracanes en el Atlántico comenzó el 1 de junio y concluirá el 30 de noviembre

Categorías

Depresión tropical– vientos sostenidos de 39 a 73 mph [de 62 a 117 km/h])

Categoría 1 – (vientos sostenidos de 74 mph [118 km/h] o más)

Categoría 2 – (vientos sostenidos de 96-110 mph [154 km-177/h] o más)

Categoría 3 – (vientos sostenidos de 111-129 mph [178-208 km/h] o más)

Categoría 4 – (vientos sostenidos de 130-156 mph [209-251 km/h] o más)

Categoría 5 – (vientos sostenidos de 157- mph [252 km/h] o más)

Antes

Antes

Antes de un huracán:

Tome las siguientes medidas a fin de prepararse para un huracán:

  • Prepare un equipo de suministros de emergencia y un plan de comunicación familiar.
  • Sepa cuáles son las vías de evacuación de la comunidad para casos de huracanes y sepa ubicar los refugios de emergencia locales.
  • Vigile los informes del clima proporcionados por sus medios locales. Escuche cada ahora para tener la información más actualizada.
  • Si tiene un automóvil, mantenga el tanque de gasolina lleno y retire un poco de dinero en efectivo del banco. Es posible que las cajeras automáticas y gasolineras cierren después de un huracán.
  • Si las autoridades le piden que evacue, hágalo de inmediato.
  • Si tiene que evacuar, esté alerta a los caminos inundados o dañados. Sólo unas pocas pulgadas de agua pueden hacer flotar un automóvil. Recuerde: regrésese y evite ahogarse.
  • Lleve una identificación con fotografía que tenga la dirección de su domicilio. Esto puede ser importante cuando le pida a un policía permiso para volver a entrar en su vecindario.
  • Asegure su hogar:
    • Lleve adentro de la casa los muebles del patio, botes de basura y cualquier artículo que no esté amarrado.
    • Cubra las ventanas con contraventanas o pedazos de madera contrachapada de 5-8” de grosor, cortado para que encaje y pueda estar listo para su instalación. La cinta adhesiva no evita que se rompan las ventanas.
    • Instale estribos o sujetadores adicionales para sujetar firmemente el tejado a la estructura de la casa. Para reduce el daño al techo.
    • Corte los árboles y arbustos alrededor de su hogar correctamente para resisitir mejor al viento.
    • Asegúrese de que las canaletas y bajantes pluviales estén flojos y no.
    • Refuerce las puertas del garaje; si el viento ingresa en el garaje puede provocar un daño estructural caro y peligroso.

Familiarícese con los términos:

  • Vigilancia de huracán (en inglés, "hurricane watch"): es posible que se produzcan las condiciones de un huracán (vientos sostenidos de 74 mph [118 km/h] o más) dentro del área especificada. El aviso de vigilancia de huracán se emite 48 horas antes del momento en el que se espera que los vientos alcancen esta velocidad.
  • Advertencia de huracán (en inglés, "hurricane warning"): se espera que se produzcan las condiciones de un huracán (vientos sostenidos de 74 mph [118 km/h] o más) en algún lugar dentro del área especificada. La advertencia de huracán se emite 36 horas antes del momento en el que se espera que los vientos alcancen esta velocidad.
  • Advertencia de tormenta tropical (en inglés, "tropical storm warning"): se espera que se produzcan las condiciones de una tormenta tropical (vientos sostenidos de 39 a 73 mph [de 62 a 117 km/h]) en algún lugar dentro del área especificada en el término de 36 horas.
Durante

Durante

Durante un huracán

Si hay posibilidad de un huracán en su área, debe:

  • Escuchar la radio o televisión para obtener información.
  • Asegurar su vivienda, cerrar las contraventanas y sujetar los objetos exteriores o entrarlos.
  • Desconectar los servicios públicos si se lo indican. De lo contrario, coloque el termostato del refrigerador en la función más fría y mantenga las puertas de este cerradas.
  • Cerrar los tanques de gas propano.
  • Evitar usar el teléfono, salvo en casos de emergencia graves.
  • Amarrar su embarcación si tiene tiempo.
  • Tener un suministro de agua (en inglés) para fines sanitarios, como la limpieza y descarga de inodoros. Llene con agua la bañera y otros recipientes grandes.
  • Averiguar cómo mantener los alimentos seguros (en inglés) durante y después de una emergencia.

Debe evacuar en las siguientes situaciones:

  • Si se lo indican las autoridades locales.
  • Si vive en una vivienda móvil o en una estructura temporal, estos refugios son particularmente peligrosos en casos de huracán, independientemente de cuán sujetados estén al suelo.
  • Si vive en un edificio alto (el viento del huracán es más fuerte en alturas elevadas).
  • Si vive en la costa, en una zona propensa a inundaciones, cerca de un río o sobre una vía fluvial de una isla.

Si no puede evacuar, diríjase a una habitación que sea segura contra el viento. Si no cuenta con una, siga estas pautas:

  • Permanezca en lugares cerrados durante el huracán y alejado de ventanas y puertas de vidrio.
  • Cierre todas las puertas interiores; asegure y refuerce las puertas exteriores.
  • Mantenga las cortinas y persianas cerradas.
  • No se deje engañar si hay un momento de calma; puede ser el ojo de la tormenta y los vientos comenzarán a tomar fuerza nuevamente.
  • Refúgiese en una habitación interior pequeña, en un armario o en un pasillo en el nivel más bajo.
  • Acuéstese sobre el piso debajo de una mesa u otro objeto resistente.
Despues

Despues

Después de un huracán

  • Continúe escuchando las noticias locales, radio meteorológica de la NOAA para conocer la información más actual.
  • Manténgase alerta para averiguar si habrá más lluvias y si habrá inundaciones incluso después de que el huracán o la tormenta tropical hayan terminado.
  • Conduzca solamente si es necesario y evite las carreteras inundadas y los puentes deslavados. Manténgase lejos de las calles. Si debe salir, tenga cuidado con los objetos caídos, los cables de electricidad caídos, y las aceras, carreteras, puentes y paredes debilitados.
  • Manténgase alejado de los cables de electricidad sueltos o colgantes e informe de la situación de inmediato a la compañía de suministro eléctrico.
  • Si tuvo que separarse de su familia, use el plan de comunicación familiar o comuníquese con FEMA o con la Cruz Roja Americana.1-800-RED-CROSS/1-800-733-2767 o visite www.safeandwell.org (en inglés)
  • Si no puede regresar a su hogar y tiene necesidades de vivienda, envíe por mensaje de texto la palabra SHELTER (refugio) + su código postal al 43362 (4FEMA) para encontrar el refugio más cercano en su área (ejemplo: shelter 12345).
  • Regrese a su hogar solamente cuando los funcionarios le indiquen que es seguro hacerlo.
  • Camine con cuidado en los alrededores de su hogar y verifique si hay cables de electricidad sueltos, fugas de gas o daño estructural antes de ingresar. Manténgase lejos de cualquier construcción si huele gas, si hay agua de inundación alrededor o si su vivienda sufrió daños producto de un incendio.
  • Verifique si su vivienda sufrió algún daño. Tome fotografías del daño, tanto de la construcción como de los objetos que se hallaban dentro, a los fines del seguro. Si tiene alguna duda sobre la seguridad de la vivienda, antes de ingresar, pídale a un ingeniero estructural o a un inspector de construcciones que la revisen.
  • Utilice linternas de baterías o pilas. NO use velas. Nota: La linterna debe encenderse en el exterior antes de ingresar, dado que es posible que la batería o las pilas produzcan una chispa que pueda prender una fuga de gas, si la hubiera.
  • En el caso de las personas que tienen necesidades de vivienda más prolongadas, busque información en este sitio web sobre diferentes recursos de viviendas.
  • Vigile a sus mascotas y contrólelas. Tenga cuidado con los animales salvajes, especialmente con las serpientes venenosas. Use un palo para mover los escombros.
  • Evite consumir o preparar alimentos con agua del grifo hasta que esté seguro de que no está contaminada. Si no está seguro, deséchelos.
  • Use ropa que le brinde protección y tenga cuidado cuando limpie para evitar sufrir lesiones.
  • Use el teléfono solamente para hacer llamadas de emergencia.
  • NUNCA use un generador dentro de su vivienda, el garaje, espacios entre pisos, cobertizos o áreas similares, incluso si usa ventiladores o abre las puertas y ventanas para ventilar. Pueden acumularse rápidamente niveles mortales de monóxido de carbono en estas áreas y persistir durante horas, incluso luego de apagar el generador.